Movilizando conocimientos en la sociedad: lo que deben saber los políticos, lo que deben saber los científicos

No es fácil movilizar conocimientos en una sociedad para incidir en las políticas públicas. Como cualquier observador puede atestiguar, los prejuicios y desconfianzas son reciprocos entre las dos comunidades  principalmente involucradas, a saber: los científicos y los políticos. Baste aquí con recordar la obra de Max Weber sobre “El político y el científico”.

En dos artículos recientes publicados en el periódico The Guardian del Reino Unido se enfocan las dificultades de esta relación de una manera original y que vale la pena divulgar. Así, el 20 de noviembre del año en curso Oliver Milman publica una nota con el título “Las principales 20 cosas que los políticos deben saber sobre la elaboración de políticas públicas”, pocos días mas tarde, el 2 de diciembre, Chris Tyler responde con “Las principales 20 cosas que los científicos deben saber acerca de la elaboración de políticas públicas”. A continuación les presento los 40 elementos sin mayores comentarios, si encuentra que  le interesan puede utilizar los hiperenlaces para ir directamente a los artículos y allí leerlos del inglés o traducirlos utilizando traductores automáticos como tradukka.

Lo que los políticos deben saber sobre la ciencia:

1.- Las diferencias y el azar producen variaciones

2.- Ninguna medida es exacta

3.- El sesgo es generalizado

4.- El tamaño de la muestra, mientras más grande mejor

5.- Una correlación no implica causalidad

6.- Una regresión a la media puede inducir a error

7.- Extrapolar más allá de los datos es arriesgado

8.- Cuidado con la falacia de la tasa basal

9.- Los controles son importantes

10.- El muestreo al azar evita sesgos

11.- Busque estudios replicados, no pseudoreplicación.

12.- Los científicos son humanos

13.- La significancia es significativa

14.- Separe el no-efecto, de la no significancia

15.- El tamaño del efecto tiene importancia

16.- Los datos pueden “hablar por si solos” o ser seleccionados para demostrar lo que se busca

17.- Las medidas extremas pueden confundir

18.- La relevancia de los estudios limita su generalización

19.- Los sentimientos limitan la percepción de riesgo

20.- Las interdependencias de las variables alteran los riesgos

Y lo que los científicos deben saber sobre las políticas públicas

1.- Definir políticas es realmente difícil

2.- Ninguna política es perfecta

3.- Los que hacen las políticas también pueden ser expertos

4.- Los que hacen las políticas no son un grupo homogéneo

5.- Los políticos también son humanos

6.- Las decisiones de política están sujetas a extensos análisis

7.- Iniciar políticas desde cero casi nunca es la opción

8.- En una política hay algo más que evidencia científica

9.- La economía y el derecho son los que llevan la batuta en el asesoramiento normativo

10.- La opinión pública cuenta

11.- Los hacedores de políticas entienden de incertidumbre

12.- El Parlamento y el Gobierno funcionan de maneras diferentes.

13.- Definir políticas públicas y hacer política no son la misma cosa

14.- Los Parlamentos pueden tener excelentes sistemas de asesoría científica

15.- Las políticas públicas y la ciencia operan en diferentes escalas de tiempo

16.- No existe “un ciclo de las políticas públicas”

17.- El arte de definir políticas públicas es una ciencia en desarrollo

18.- Se debe distinguir entre “política para la ciencia” de “ciencia para las políticas”

19.- Los que hacen políticas no están interesados en la ciencia per se.

20.- “Necesitamos más investigación” es la respuesta incorrecta

¿Comentarios? Le agrademos nos los haga llegar

Acerca de InterConectados

Investigador y docente en el área de la movilización de conocimiento entre la universidad y la sociedad. Interacciones individuo-universidad-sociedad como sistema complejo.
Esta entrada fue publicada en Publicaciones. Guarda el enlace permanente.

Una Respuesta a Movilizando conocimientos en la sociedad: lo que deben saber los políticos, lo que deben saber los científicos

  1. J Ordóñez dijo:

    Lo primero que me vino a la mente fue que entre los enunciados de la sección “Lo que los políticos deben saber sobre la ciencia” hay varios que deben aplicarlos los propios científicos, pues aunque se supone que lo saben, con frecuencia el dogmatismo hace que pasen por alto algunas cosas; por ejemplo: ¿Cuantas veces interpretamos resultados no significativos?; y ¿Con que frecuencia sobreestimamos la magnitud de efectos significativos?; ¿Cuántas veces analizamos los impactos económicos y sociales de los resultados? Finalmente, ¿Con qué criterio generalizamos cuando arrojan favorables resultados, experimentos realizados bajo condiciones controladas, ignorando el riesgo que implica su aplicación en condiciones inestables?
    Hay una manera de reducir el error: La formulación de políticas públicas deben ser formuladas, validadas y aplicadas con la participación de la sociedad, es decir de los afectados

    19.- Los sentimientos limitan la percepción de riesgo

    20.- Las interdependencias de las variables alteran los riesgos

Deja tu comentario