Publicaciones

Académicos experimentados… novatos en comunicación: pero estamos aprendiendo.

¿Cómo lograr que los posible financistas o usuarios del conocimiento académico, generado a través de la investigación, utilicen sus resultados o financien el desarrollo requerido para que pueda ser utilizado ese conocimiento?
Esa pregunta se la hacía, una vez más, la profesora Cristina Paget del University College de Londres (UCL) quien menciona una guía generada en su país para ayudar a involucrar al gran público en las investigaciones que se adelantan o en su utilización práctica en aquellos ambientes que lo requieren.
La Dra. Paget nos describe los cinco pasos recomendados en la Guía, a saber: 1.- enfocar el problema, 2.- definir a quien se desea involucrar en el problema, 3 y 4.- realizar y evaluar en forma iterativa, y 5.- diseminar, en base a lo obtenido en 3 y 4, a los públicos definidos en 2, acerca de la importancia de 1!!!!
Parece sencillo pero no lo es: a veces alguien interesado en un tema, es atraído por un título que presenta un material que está dirigido a una audiencia concreta (a especialistas en un evento científico, por ejemplo) pero que no le dice nada en su espacio natural (¡es aburrido!, o ¡muy largo!, o ¡no entendí nada!, es la respuesta usual de un periodista o un político cuando intentan conocer acerca de un problema leyendo una presentación académica). Es labor del investigador asegurarse que el material va dirigido a un público concreto, en lenguaje accesible a ese público y con propuestas que puedan ser fácilmente interiorizadas por el mismo.
Lo anterior es importante y adquiere relevancia para nosotros cuando en la Fundación InterConectados estamos tratando de generar sistemas virtuales de capacitación para profesionales responsables de los diferentes aspectos involucrados en la gestión de programas sociales en ambientes públicos, bien sea a nivel nacional o en espacios regionales y locales.
Hablar de la importancia de conocer sobre análisis de políticas públicas, procesos de gestión, o estrategias para la evaluación de programas puede resultar pesado y fastidioso para los políticos responsables del desarrollo de esos programas, o demasiado técnico para los encargados de divulgar la importancia de tales programas entre los funcionarios involucrados o los ciudadanos afectados por los mismos, de allí que los investigadores interesados en adelantar y hacer realidad los mismos deberán dedicar esfuerzos específicos si pretenden comunicar la importancia y trascendencia de los mismos a los interesados.
Es en este sentido que apunta el esfuerzo de las profesoras Carmen Lucila Álvarez González y Paulina Calderón Márquez en su reciente obra: “Implementación y gestión social en los gobiernos locales. El caso de los Centros Comunitarios de administración municipal de Ciudad Juárez, Chihuahua”. La profesora Álvarez González, miembro del equipo de la Fundación InterConectados, y su colega, Calderón Márquez logran una excelente síntesis académica con interesantes resultados de comunicación para los sectores políticos y de dirigentes vecinales involucrados en tareas de empoderamiento ciudadano desde la administración pública.
Las autoras logran la necesaria vinculación con el sector responsable de las políticas públicas orientadas al desarrollo social, superando los escollos en la vía de lograr una comunicación fluida entre los sectores que manejan el conocimiento académico y aquellos en las diferentes posiciones del ejecutivo (encargada de ejecutar programas) y el legislativo (responsable de evaluar de lo logrado), tema al que hemos hecho referencia en esta bitácora con anterioridad, difícil, engorroso, pero necesario si pretendemos desde el mundo del conocimiento introducir algo de racionalidad en los procesos ciudadanos en nuestros países.
Esperamos apoyar cada vez más estos esfuerzos por parte del sector académico interesado en movilizar conocimiento entre universidad y sociedad, de manera de poder avanzar en la meta de insertar mayor racionalidad en la toma de decisiones de políticas públicas en nuestro medio.

3 comentarios en “Académicos experimentados… novatos en comunicación: pero estamos aprendiendo.

    1. Apreciada profesora, la plataforma del Campus Virtual nos indica que usted esta registrada en la misma y está matriculada en el #CAMEL1. No debería tener problemas, Tratemos de comunicarnos por eSkype para poder visualizar el problema que le aparece en pantalla.
      Saludos y gracias por su entusiasmo y compromiso

Deja tu comentario